DISCERNIMIENTO

INTRODUCCIÓN A LAS REGLAS DE DISCERNIMIENTO DE SAN IGNACIO

DESCONFIAR DE LA PURA INTERIORIDAD I

Desconfiar de la pura interioridad cuando nos aísla de la vida, de nuestra misión y responsabilidades; desconfiar de ella cuando no nos deja percibir la Misión que tenemos en la vida. Se trata de apostar por una interioridad sana como Jesús. Jesús el Cristo, el Resucitado es nuestro referente de una interioridad en relación con la realidad. Jesús ora y lo que ora lo discierne y es por eso que en la realidad dice y hace Reino.  Jesús ha vivido y vive;  por eso,  no pierde de vista su misión. La reglas de discernimiento nos llevan a mirar nuestra interioridad pero sabiendo que no podemos ensimismarnos ni aislar nuestro yo. Jesús vivió su interioridad en conección íntima con la realidad.  No oraba para buscarse a sí mismo . Su oración lo situaba en el mundo en su realidad. Pues en la Realidad tiene que decir y hacer Reino de Dios…. Esto hay que tenerlo muy en cuenta cuando entremos a ver y a practicar las Reglas de discernimiento.

DESCONFIAR DE LA PURA INTERIORIDAD II

CHARLA INTRODUCTORIA

PARTE DOS : PASAR DE LA ESCLAVITUD A LA LIBERTAD   

PARTE TRES:  

PARTE TRES:  El discernimiento al estilo ignaciano nos lleva a escoger entre lo bueno, lo mejor. No se  trata de discernir para escoger entre lo bueno y lo malo. Su ejercicio del supone calidad humana y el ejercicio de actitudes que tienen que ver con el decir y hacer de Jesús. (Actitudes cristianas)  El discernimiento tiene que ver con la búsqueda de la voluntad de Dios que implica tener el coraje de desear entrar en el misterio de Dios si él nos confiere su gracia. Requiere docilidad para dejarse llevar por el Misterio de Dios.  Existen condiciones para el discernimiento: capacidad de orientación desde la Gracia del Cristo Pobre y humillado.  Por  tanto, discernimiento implica adentrarse en el Misterio de la Voluntad de Dios. Seguir al Espíritu del Señor sin adelantársele.   discernimiento tiene que ver con el contacto con la pobreza y la lucha con los pobres y su verificación se hace evidente en la lucha de los pobres.   La fuente del discernimiento está en la toma de posición con el Jesús Pobre y humillado. El problema es cuando la persona que discierne sólo cree en su juicio propio. El discernimiento requiere todo un clima una disposición verificable; es decir, para que haya discernimiento tiene que haber una actitud de perdón, del ejercicio de la Misericordia, el ser comprensivo, compasivo y misericordioso.

PARTE 4  Mociones que me lleva a Dios, Mociones que me apartan de Dios

 

EXPERIENCIA DE IGNACIO… —- Experimenta mociones que le llevan a Dios y mociones que lo sacan de Dios. Interpreta las Mociones y toma nota la orientación de estas propuestas. Aparecen las Reglas de Discernimiento …”para de alguna manera….”

PARTE 5       Discernir es poner la vida en crisis. Es una disposición…

Es un aprendizaje. Una disposición del Corazón. Es un hábito. Son un don para la Iglesia, para la vida cotidiana. Descubrir el paso del Espíritu en una vida contextualizada. Interpretar el lenguaje del Espíritu.

PARTE 6  El Discernimiento es un don. El paso de  la ley a la gracia.

El Discernimiento es un don que brota de la experiencia que se tiene del Dios de la vida. Modo de orientarnos cuando pasamos del ámbito de la ley al de la gracia. La persona que discierne trata de trasmitir su experiencia en palabra cristiana. Yo tengo esa experiencia de Dios y la comunico en un código determinado. Sin embargo mi lenguaje está mediado por la tradición. Caigo en la cuenta que de Jesús ya se habló en ámbitos donde las personas se han sentido afectadas por el decir y hacer de Jesús.

PARTE 7 Discernir implica poner en crisis: Mi decir y sentir sobre Jesús; además implica someter a juicio mi estilo de vida.

Para poder discernir se necesita de estilos de vida acorde con la trama del vivir de la mayoría de la gente. Implica tomar consciencia de fidedignos datos de la realidad. Existen muchas reflexiones acerca del discernimiento que no tienen nada que ver con la realidad de las personas. Son más bien alucinaciones o ensoñaciones irreconocibles por la comunidad cristiana. Por tanto, Discernir supone una doble referencia: poner en crisis sobre el decir y hacer de Jesús; por otro lado hay que someter a Juicio nuestro modo de estar en la vida. ¿Por qué todo esto? porque el lenguaje puede enmascarar la realidad. Para discernir hay que empaparse de la vida tal como la entiende el común de los mortales. El discernimiento deja de serlo cuando se convierte en una experiencia vacía. Y esto pasa cuando no quiero ver y aceptar esas trampas y sólo pongo atención a una sólo zona de la realidad, lo demás no lo someto a juicio porque atenta contra mis intereses y a eso le llamó “normal y natural” y sus manifestaciones en el lenguaje son: “es así” “son así”

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s